Tendinitis del hombro – Síntomas, tratamiento, ejercicios

Tendinitis del hombro
288 Views

La tendinitis del hombro es una inflamación del tendón que conecta los músculos del hombro con el hueso del brazo. Los tendones son estructuras fibrosas que conectan los músculos con los huesos y ayudan a mover y estabilizar las articulaciones.

La tendinitis del hombro puede ser causada por varias razones, como lesiones o sobrecarga repetitiva en el hombro, posturas incorrectas, estrés, envejecimiento, y ciertas enfermedades como la artritis.

Los síntomas comunes incluyen dolor y rigidez en el hombro, debilidad en el brazo, dificultad para mover el brazo o levantar objetos, y dolor al dormir sobre el hombro afectado.

El tratamiento generalmente implica una combinación de descanso, fisioterapia, medicamentos antiinflamatorios y hielo en la zona afectada. Los ejercicios de fortalecimiento y estiramiento también pueden ser útiles para reducir la inflamación y el dolor en el hombro.

En algunos casos, se puede recomendar la inyección de corticosteroides o incluso la cirugía en casos graves o persistentes de tendinitis del hombro. Es importante hablar con su médico o fisioterapeuta para determinar el mejor curso de tratamiento para su situación específica.

 

Cuales son los tendones del hombro

El hombro está formado por varios tendones que conectan los músculos con los huesos de la articulación del hombro. Estos tendones incluyen los músculos del manguito rotador:

– Tendón del bíceps: Es un tendón largo y delgado que se extiende desde el músculo bíceps en la parte superior del brazo hasta el hueso del hombro.

– Tendón del supraespinoso: Es uno de los cuatro tendones del manguito rotador y se encuentra en la parte superior de la articulación del hombro insertándose en la cabeza humeral. Ayuda a levantar el brazo hacia arriba y hacia afuera.

– Tendón del infraespinoso: Se encuentra en la parte posterior del hombro. Ayuda a rotar el brazo hacia afuera.

– Tendón del subescapular: Se encuentra en la parte delantera del hombro. Ayuda a rotar el brazo hacia adentro.

– Tendón del redondo menor: Es el más pequeño de los cuatro. Ayuda a rotar el brazo hacia adentro.

Estos tendones son importantes para el movimiento y la estabilidad del hombro, y pueden sufrir lesiones, como tendinitis o desgarros, debido a lesiones deportivas, uso excesivo o envejecimiento.

 

 

Causas de la tendinitis en el hombro

Estas son las causas más comunes de la tendinitis en el hombro, cada persona es diferente y puede tener causas específicas para su dolor en el hombro. Consulte con un médico o fisioterapeuta para un diagnóstico preciso y recomendaciones de tratamiento. Puede ser causada por una variedad de factores:

– Lesiones deportivas o accidentes debido a una caída, un golpe o una lesión deportiva pueden desencadenar la tendinitis.

– Movimientos repetitivos del hombro, como levantar objetos pesados, lanzar una pelota o pintar una pared, pueden causar estrés en los tendones del hombro y eventualmente llevar a la tendinitis.

– Mantener una postura incorrecta durante períodos prolongados de tiempo, como encorvarse mientras trabaja en un escritorio, también puede aumentar el riesgo de desarrollar tendinitis en el hombro.

– Envejecimiento ya que con la edad, los tendones en el hombro pueden debilitarse y volverse más susceptibles a la lesión y la inflamación.

– Enfermedades como la artritis reumatoide o la artrosis también pueden causar dolor crónico.

 

 

Síntomas de la tendinitis en el hombro

Los síntomas de la tendinitis en el hombro pueden variar de leves a graves, si experimenta alguno de estos síntomas, es importante buscar atención médica para determinar si necesita recibir un tratamiento adecuado:

– El dolor de hombro es el síntoma más común y puede ser constante o intermitente. El dolor intenso puede empeorar con el movimiento del brazo y puede sentirse en el hombro, la parte superior del brazo y el cuello.

– Puede experimentar debilidad en el hombro afectado y tener dificultades para levantar objetos o mover el brazo.

– Rigidez que puede hacer que sea difícil mover el brazo o realizar actividades diarias.

– Hinchazón en el hombro.

– Chasquidos o crujidos en el hombro cuando mueve el brazo.

– Dificultad para dormir e incomodidad que pueden dificultar dormir en el lado afectado.

– Hombro congelado en casos mas graves.

 

Diagnostico de tendinitis de hombro

El diagnóstico de la tendinitis de hombro generalmente se realiza a través de una exploración física y una evaluación de los síntomas. El médico puede realizar algunas pruebas específicas para evaluar el alcance de la lesión y confirmar el diagnóstico, como:

– Pruebas de rango de movimiento y biomecánica pidiendo que mueva su hombro en diferentes direcciones para evaluar la amplitud de movimiento y detectar cualquier restricción o dolor referido.

– Pruebas de fuerza para evaluar la fuerza y la resistencia de los músculos del hombro.

– El médico o el fisioterapeuta puede palpar el hombro en busca de puntos sensibles o inflamación en los tendones.

– Pruebas de imagen como un examen radiológico, una resonancia magnética o una ecografía para evaluar el daño en los tejidos blandos, un tendón dañado y descartar otras posibles causas de dolor en el hombro.

 

 

Tratamiento de la tendinitis en el hombro

Es importante buscar atención médica y seguir las recomendaciones del médico para asegurarse de que la lesión se cure correctamente. Además, se recomienda prevenir futuras lesiones evitando actividades que puedan causar dolor en el hombro y manteniendo una buena postura y técnica de levantamiento.

El tratamiento conservador de lesiones tendinosas depende de la gravedad de la lesión y puede incluir:

– Descansar el hombro y evitar actividades que causen dolor puede ayudar a reducir la inflamación y promover la curación.

– Aplicar hielo en el hombro durante 15 a 20 minutos varias veces al día puede ayudar a reducir el dolor y la inflamación.

– Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos como el ibuprofeno o el naproxeno pueden ayudar a reducir el dolor y la inflamación.

– Los ejercicios de fisioterapia pueden ayudar a fortalecer los músculos y tendones del hombro, mejorar la movilidad del hombro y reducir el dolor en las actividades deportivas.

– Inyecciones de corticoesteroides en algunos casos para reducir la inflamación y el dolor.

– En casos graves o crónicos, la intervención quirúrgica puede ser necesaria para reparar los tendones dañados.

.

 

 

Fisioterapia en la tendinitis en el hombro

El tratamiento de fisioterapia es una parte importante del tratamiento  y puede incluir una variedad de técnicas para reducir el dolor, mejorar la movilidad y fortalecer los músculos y tendones del hombro. Algunas técnicas de fisioterapia que pueden ser útiles en el tratamiento de la tendinitis en el hombro incluyen:

– Ejercicios de fortalecimiento muscular que pueden ayudar a fortalecer la musculatura del hombro y tendones, lo que puede ayudar a reducir el dolor y prevenir lesiones futuras.

– Estiramientos que pueden ayudar a mejorar la flexibilidad y reducir la rigidez en el hombro.

– Técnicas de terapia manual, tratamiento con punción seca y liberación miofascial que pueden ayudar a reducir la tensión muscular y aliviar el dolor irradiado.

–  El ultrasonido terapéutico y la tecarterapia puede ayudar a reducir el dolor y la inflamación en el hombro.

– Ejercicios neurodinámicos

– La terapia con hielo y calor puede ayudar a reducir el dolor sordo y la inflamación y promover la curación.

Es importante trabajar con un fisioterapeuta calificado para desarrollar un plan de tratamiento individualizado para la tendinitis en el hombro. Además, se recomienda seguir las recomendaciones del fisioterapeuta en casa para maximizar los resultados del tratamiento.

 

 

Cuanto dura una tendinitis de hombro

La duración de una tendinitis de hombro puede variar dependiendo de la gravedad de la lesión y del tratamiento que se reciba. En general puede durar de unas pocas semanas a varios meses.

Si la tendinitis es leve, el dolor del hombro y la inflamación pueden desaparecer en unas pocas semanas con tratamiento adecuado, como descanso, hielo, medicamentos para el dolor y la inflamación, y fisioterapia.

Si la tendinitis crónica es más grave o si no se trata adecuadamente, puede durar varios meses y puede requerir tratamientos más invasivos, como inyecciones de corticosteroides o incluso cirugía.

Es importante buscar atención médica si experimenta dolor en el hombro que no desaparece después de unos pocos días de descanso y cuidados en el hogar, ya que una tendinitis no tratada adecuadamente puede empeorar con el tiempo y llevar a lesiones más graves en el hombro.

 

 

Como dormir con una tendinitis de hombro

 Dormir con una tendinitis de hombro puede ser difícil debido al dolor nocturno y la incomodidad. Sin embargo, hay algunas posiciones que pueden ayudar a reducir la presión en el hombro y aliviar el dolor al dormir:

– Acostarse del lado contrario puede ayudar a reducir la presión en el hombro afectado. Es importante usar una almohada firme y cómoda para apoyar la cabeza y el cuello, y colocar otra almohada entre las piernas para mantener la columna vertebral alineada.

– Acostarse boca arriba con una almohada debajo del hombro afectado puede ayudar a reducir la presión en el hombro. Es importante mantener la cabeza y el cuello cómodamente apoyados en una almohada firme y utilizar una almohada debajo de las rodillas para mantener la columna vertebral alineada.

– Posición semi sentada con la cabeza y los hombros elevados con almohadas puede reducir la presión en el hombro y aliviar el dolor.

Es importante evitar dormir sobre el hombro afectado y evitar posiciones que puedan aumentar el dolor o la incomodidad en el hombro. También puede ser útil aplicar hielo o calor en el hombro antes de acostarse para reducir el dolor y la inflamación.

 

Medicación para la tendinitis del hombro

Existen varios tipos de medicamentos que pueden ser útiles para el tratamiento de la tendinitis del hombro. Algunos de ellos incluyen:

– Analgésicos como el paracetamol, pueden aliviar el dolor asociado.

– Antiinflamatorios no esteroideos como el ibuprofeno, el naproxeno y el diclofenaco pueden reducir la inflamación y aliviar el dolor asociado.

– Corticosteroides como la prednisona o la dexametasona, pueden ayudar a reducir la inflamación en la zona afectada.

Es importante recordar que estos medicamentos solo deben ser utilizados bajo la supervisión de un médico y no deben ser la única forma de tratamiento para la tendinitis del hombro. Además, el uso prolongado puede tener efectos secundarios, por lo que es importante seguir las recomendaciones del médico en cuanto a la dosis y la duración del tratamiento.

 

 

Ejercicios para la tendinitis de hombro

Es importante tener en cuenta que los ejercicios para la tendinitis de hombro deben ser prescritos por un profesional de la salud, ya sea un fisioterapeuta o un médico especialista en lesiones deportivas. Sin embargo, aquí te dejamos algunos ejercicios que se pueden realizar bajo supervisión y orientación profesional:

Estiramientos de manguito rotador

Este ejercicio se realiza colocando el brazo afectado detrás de la espalda y agarrándolo con la otra mano. Debes aplicar una suave presión hacia abajo para estirar los músculos y tendones del hombro.

 

Abducción con banda elástica

Este ejercicio se realiza con una banda elástica sostenida con ambas manos y los brazos extendidos hacia los lados del cuerpo. Luego se debe elevar la banda hasta la altura de los hombros, manteniendo los brazos rectos.

 

Rotación interna con pesa

Este ejercicio se realiza con una pesa en la mano y el codo apoyado en una mesa o una pared. Se debe girar el brazo hacia el cuerpo manteniendo el codo apoyado y luego volver a la posición inicial.

 

Elevación lateral con pesas

Este ejercicio se realiza con pesas en las manos y los brazos extendidos hacia los lados del cuerpo. Se deben elevar las pesas hacia los hombros manteniendo los brazos rectos.

Es importante que estos ejercicios sean realizados con precaución y bajo supervisión, y que se eviten aquellos que causen dolor o empeoren la lesión.

Estiramientos para la tendinitis del hombro

Aquí te proponemos estiramientos que pueden ayudar a aliviar la tensión y reducir el dolor asociado con la tendinitis del hombro:

Estiramiento del manguito rotador

Siéntese con la columna vertebral recta y la cabeza hacia adelante. Coloque la mano derecha detrás de la espalda y sujete el codo derecho con la mano izquierda. Luego, tire suavemente del codo hacia el lado izquierdo para estirar los músculos del hombro derecho. Mantenga durante 15-30 segundos y repita en el otro lado.

 

Estiramiento de los deltoides

Párese derecho y coloque la mano izquierda detrás de la espalda. Levante el brazo derecho hacia arriba y doblelo hacia el codo. Luego, use la mano derecha para tirar suavemente del codo derecho hacia el hombro izquierdo para estirar los músculos del hombro derecho. Mantenga durante 15-30 segundos y repita en el otro lado.

 

Estiramiento del pectoral

Párese en una puerta con los brazos a los lados y las palmas hacia adelante. Coloque los antebrazos en la puerta y doble los codos a 90 grados. Luego, dé un paso adelante para estirar los músculos del pecho y los hombros. Mantenga durante 15-30 segundos.

 

Estiramiento del cuello

Siéntese con la columna vertebral recta y la cabeza hacia adelante. Luego, incline la cabeza hacia la izquierda y sosténgala con la mano izquierda. Tire suavemente de la cabeza hacia el hombro izquierdo para estirar los músculos del hombro derecho. Mantenga durante 15-30 segundos y repita en el otro lado.

 

Estiramiento de la escápula

Siéntese con la columna vertebral recta y la cabeza hacia adelante. Coloque la mano derecha detrás de la espalda y sujete el codo derecho con la mano izquierda. Luego, tire suavemente del codo hacia el lado izquierdo para estirar los músculos de la escápula y el hombro derecho. Mantenga durante 15-30 segundos y repita en el otro lado.

 

Bibliografía:

  • De Carlo, M., Armstrong, B., & Massoud, S. (2014). «Shoulder Pain: The Solution and Prevention.» CreateSpace Independent Publishing Platform.
  • Michener, L. A., & Walsworth, M. K. (2011). «Functional Anatomy and Biomechanics of the Shoulder.» In Shoulder Pain (pp. 11-26). Springer.
  • Littlewood, C., & Malliaras, P. (2015). «Tendinopathy: Update on Pathophysiology.» Journal of Orthopaedic and Sports Physical Therapy, 45(11), 833-841. https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0011502921001905
  • Kuhn, J. E. (2009). «Exercise in the Treatment of Rotator Cuff Impingement: A Systematic Review and a Synthesis of Best Evidence.» Physical Medicine and Rehabilitation Clinics, 20(2), 383-397.

 

    Fisioterapia Tratamientos
    Juan López

    Juan López

    Juan López es un fisioterapeuta con mas de 15 años de experiencia con una amplia formación en terapia manual ortopédica, osteopatía, fisioterapia deportiva. Ha trabajado en el ámbito hospitalario, clubes deportivos y ejerce en su clínica de fisioterapia en Madrid. Sobre el autor - Linked in

    3 comments