Artrosis cervical – ejercicios prohibidos y recomendados

Artrosis cervical - ejercicios prohibidos y recomendados
62 Views

Si quieres saber que ejercicios y deportes están permitidos o prohibidos al tener artrosis cervical debes conocer que es una afección degenerativa que afecta las articulaciones de la columna cervical en el cuello. Esta puede causar dolor, rigidez y debilidad, lo que puede limitar la movilidad y afectar la capacidad de realizar ciertas actividades físicas. En Fisioterapia Avanzada Juan López te queremos animar a que sigas haciendo ejercicio!.

Sin embargo, eso no quiere decir que las personas con artrosis cervical no puedan hacer ejercicio. Es importante siempre consultar a un médico o un fisioterapeuta para saber qué actividad es adecuada para cada persona y pueden recomendar ejercicios para fortalecer los músculos del cuello y mejorar la movilidad.

Actividades como caminar, andar en bicicleta, yoga y pilates pueden ser beneficiosas para las personas con artrosis cervical, siempre y cuando se realicen de manera adecuada y con supervisión de un profesional.

Es importante evitar actividades y deportes que impliquen movimientos bruscos o repetitivos del cuello, ya que esto puede agravar los síntomas de la artrosis cervical.

Deportes no recomendados para la artrosis cervical

Algunas actividades y deportes que es mejor evitar incluyen:

Boxeo – los golpes a la cabeza son perjudiciales para cualquier persona, pero especialmente para aquellas con artrosis cervical.

Lucha – puede causar una gran carga en el cuello.

Esquí – los movimientos bruscos y las caídas pueden ser perjudiciales para el cuello.

Fútbol o rugby– los contactos físicos frecuentes pueden causar daño en el cuello.

Natación al realizar estilo braza – movimiento de cuello en la técnica del estilo braza puede ser perjudicial para alguien con artrosis cervical.

Deportes de raqueta – los movimientos rápidos y repetitivos del cuello pueden causar dolor y debilidad.

Actividades recomendadas para la artrosis cervical

Aunque hay ciertos deportes y actividades que es mejor evitar si se tiene artrosis cervical, es importante que las personas con esta condición sigan haciendo ejercicio para mejorar su salud y calidad de vida.

Es importante recordar que cada persona es diferente y puede tener necesidades y limitaciones diferentes, por lo que es esencial consultar con un médico o un fisioterapeuta para recibir recomendaciones de ejercicios específicos y adaptar las actividades según las necesidades y capacidades de cada persona.

Los deportes y actividades recomendadas para las personas con artrosis cervical incluyen:

Caminar – es una actividad baja impacto que puede ayudar a mejorar la movilidad y fortalecer los músculos del cuello.

Andar en bicicleta – es una actividad de bajo impacto que puede ayudar a mejorar la movilidad y fortalecer los músculos del cuello, especialmente si se utiliza una bicicleta estática o una elíptica.

Yoga – es una actividad que combina ejercicios físicos y técnicas de relajación, que pueden ayudar a mejorar la flexibilidad y la movilidad en el cuello.

Pilates – es una forma de entrenamiento que puede ayudar a fortalecer los músculos del cuello y mejorar la postura.

Natación – es una actividad de bajo impacto que puede ayudar a mejorar la movilidad y fortalecer los músculos del cuello. Sin embargo, es importante evitar estilos de natación que implican movimientos bruscos o repetitivos del cuello.

Entrenamiento de resistencia – es una forma eficaz de fortalecer los músculos del cuello y mejorar la movilidad, es importante realizarlo bajo supervisión de un entrenador o fisioterapeuta.

Ejercicios para la artrosis cervical recomendados

Es importante recordar siempre realizar estos ejercicios con cuidado, evitando cualquier dolor o molestia. es recomendable hablar con un médico o fisioterapeuta para determinar si estos ejercicios son adecuados para ti y para determinar una rutina personalizada.

Aquí te describimos algunos ejercicios que pueden ayudar a aliviar el dolor y la rigidez en la artrosis cervical:

 

Girar el cuello

Sentado o de pie, relaja los hombros y suavemente gira la cabeza hacia la derecha y hacia la izquierda, tratando de llegar el mayor rango posible en cada lado sin forzar durante un minuto.

 

Torsión cervical

Siéntese en una silla con la espalda recta, suavemente gira la cabeza hacia un lado mientras mantiene los hombros relajados. Vuelve a la posición inicial y repite en el otro lado.

 

Extensiones cervicales

Sentado con la espalda recta, lentamente inclina la cabeza hacia atrás, tratando de llegar a la posición en la que mira al techo. Asegúrate de mantener los hombros relajados mientras realizas el ejercicio.

 

Flexión cervical

Sentado con la espalda recta, lentamente inclina la cabeza hacia adelante, tratando de llegar a la posición en la que la barbilla toque el pecho. Asegúrate de mantener los hombros relajados mientras haces el ejercicio lentamente.

 

Fortalecimiento de los músculos del cuello

Sentado con la espalda recta, coloque una pequeña almohadilla debajo de la cabeza y presione suavemente contra la almohadilla mientras trata de mantener la cabeza en una posición fija. Asegúrate de mantener los hombros relajados.

Tumbado en la cama o el suelo boca arriba, Meta la barbilla lo que pueda sin forzar y despegue la cabeza de la superficie solo lo suficiente para que no la toque manteniendo la barbilla metida. Haga dos series durante 5 segundos.

 

 

Ejercicios prohibidos en la artrosis cervical

En general, algunos ejercicios que se deben evitar en caso de tener artrosis cervical incluyen aquellos que implican movimientos bruscos o de gran amplitud en el cuello, ya que estos pueden aumentar la inflamación y el dolor.

También es importante evitar aquellos ejercicios que requieren sostener peso en el cuello o que implican una carga excesiva en la zona cervical.

Aquí te describo algunos ejercicios específicos que se recomienda evitar en caso de tener artrosis cervical:

 

Abducción cervical – este ejercicio implica inclinar la cabeza hacia los hombros, y se debe evitar ya que puede aumentar la presión en las articulaciones del cuello.

 

Rolls cervicales – este ejercicio implica girar la cabeza hacia un lado y luego hacia el otro, mientras se sostiene la cabeza con las manos, y se debe evitar ya que puede generar presión en las articulaciones del cuello.

 

Flexión cervical con peso – este ejercicio implica inclinar la cabeza hacia adelante mientras se sostiene peso en la cabeza, se recomienda evitar ya que puede generar una carga excesiva en la zona cervical

 

Ejercicios con carga en el cuello – Estos ejercicios incluyen aquellos en los que se sostiene peso con el cuello, como flexiones de cuello o ejercicios con pesas en la cabeza. Es importante evitarlos ya que pueden aumentar la carga en las articulaciones del cuello.

 

Ejercicios con movimientos bruscos – Ejercicios de golpes de boxeo, artes marciales, patinaje, esquí acrobático, etc. estos ejercicios pueden generar movimientos bruscos que pueden aumentar el dolor y la inflamación en las articulaciones del cuello.

 

Es importante recordar siempre realizar los ejercicios con cuidado, evitando cualquier dolor o molestia, y es recomendable hablar con un médico o fisioterapeuta para determinar si estos ejercicios son adecuados para ti y para determinar una rutina personalizada.

Juan López

Juan López

Juan López es un fisioterapeuta con mas de 15 años de experiencia con una amplia formación en terapia manual ortopédica, osteopatía, fisioterapia deportiva. Ha trabajado en el ámbito hospitalario, clubes deportivos y ejerce en su clínica de fisioterapia en Madrid.

3 comments